top of page
  • Foto del escritorHéctor Mendoza

Fuerza: Una clave para una vida más sana.



Una mujer flexionando su brazo.

¿Entrenar nuestra fuerza es importante? Spoiler: Sí. Y va más allá de tener músculos tonificados, abdómenes definidos, o cargar enormes pesos. La fuerza muscular juega un papel fundamental en nuestra salud y bienestar general.

En este artículo, te explicaremos por qué el entrenamiento de fuerza debería ser parte esencial de tu rutina, cómo este puede mejorar tu calidad de vida... y tu práctica de yoga ;)



¿Por qué es importante la fuerza?

Por ahí dicen que nuestro cuerpo "es nuestro templo", pues bien, imagina este templo. Algo debe sostenerlo ¿No? En este caso los cimientos (los huesos), pero también debería haber más que cimientos: paredes (los músculos), y algo que una todo para crear un verdadero templo (ligamentos y tendones). Cuanto más fuerte sea toda esta estructura, mejor podrá soportar todo el peso extra o incluso al paso del tiempo. Lo mismo ocurre con nuestro cuerpo.


Tener un cuerpo fuerte:


  • Nos protege de lesiones: Músculos fuertes y flexibles son menos propensos a sufrir diferentes lesiones. Esto es especialmente importante mientras crecemos, y también resulta relevante en nuestra práctica regular de yoga.


  • Mejora nuestro rendimiento físico: La fuerza es una base importante de cualquier actividad física, desde la caminata diaria hasta correr, nadar o practicar disciplinas específicas. Entrenar tu fuerza te ayudará a realizar tus actividades con más facilidad y no sentir como todo tu ser tiembla después de 5 segundos haciendo la plancha.


  • Nos ayuda a controlar nuestro peso: La masa muscular tiene más requerimientos calóricos que la grasa. Esto significa que al aumentar tu masa muscular se hará más sencillo mantener tu peso o incluso empezar a perderlo de manera más efectiva.


  • Fortalece nuestros huesos: El entrenamiento de fuerza ayuda a aumentar la densidad ósea, lo que reduce el riesgos asociados al debilitamiento de los mismos. Especialmente importante para las mujeres que entran en la menopausia, cuando la densidad ósea comienza a disminuir naturalmente.


  • Mejora nuestra salud mental: El ejercicio físico, en general, ha demostrado tener un efecto positivo en el estado de ánimo y la reducción del estrés. Y para quienes se ven motivados por el logro, el entrenamiento de fuerza con peso puede ser una gran herramienta.



¿Cómo el entrenamiento de fuerza puede mejorar tu práctica de yoga?

El yoga ya es una práctica excelente para fortalecer. Sin embargo, dependiendo de nuestra frecuencia de entrenamiento, el método, e incluso la persona que dirija la clase puede verse limitado el desarrollo de nuestra fuerza.

Y si bien, nuestro objetivo en este contexto no es un cuerpo enorme y musculoso, ya detallamos por qué es importante la fuerza con el objetivo de mantener, o mejorar, nuestra calidad de vida. Por lo tanto, combinar el yoga con entrenamiento de fuerza puede mejorar enormemente tu práctica (y tu vida):


  • Mayor fuerza y estabilidad: Cuando hablamos de posturas de yoga (Asanas) tener músculos fuertes nos ayudará a realizarlas con mayor facilidad y control (Siempre de la mano de una correcta alineación). 

  • Más resistencia: El entrenamiento regular te dará la resistencia necesaria para mantener posturas durante más tiempo, con lo que podemos profundizar en los beneficios de las mismas.



¿Cómo empezar con el entrenamiento de fuerza?

Es importante empezar poco a poco, sobre todo si eres nuevo en el entrenamiento de fuerza. Una forma razonable de comenzar es con ejercicios utilizando el propio peso corporal (como las ya conocidas sentadillas, flexiones, planchas, etc.), y conforme estos ejercicios sean sencillos de realizar puedes agregar peso adicional, bandas de resistencia o formas más complejas de estos movimientos.


Otra forma de hacerlo es agregando este tipo de ejercicios, o incluso repeticiones de ciertas posturas de yoga (enfatizando su trabajo físico), dentro de las secuencias de yoga que practiques. Esta alternativa puede ser una gran forma de abordar el entrenamiento de fuerza sobre todo si no dispones de mucho tiempo, pero podría ser complicada de integrar si practicas yoga en una clase guiada que no esté abierta a incorporar esta dinámica.


Sea la manera que decidas para comenzar recuerda que la constancia es clave, adapta el entrenamiento a tus tiempos, necesidades, y condición. Experimenta diferentes métodos para elegir el que más te guste, el que sea cómodo, o ¿por qué no? el que más te divierta. Al inicio podrá ser complicado o cansado, por lo que, como recién te comentamos, lo mejor será empezar poco a poco.


Recomendación adicional.

Recomendamos enormemente que consultes con un profesional de la salud antes de comenzar tu entrenamiento, especialmente si tienes alguna condición médica que requiera atención como puede ser una lesión.

También te aconsejamos llevar este entrenamiento de la mano de un entrenador, o una persona formada que pueda brindarte acompañamiento profesional.



En resumen:

  • El entrenamiento de fuerza es una parte esencial de un estilo de vida saludable.

  • Al fortalecer tus músculos, mejorarás tu salud física y mental, y podrás disfrutar de una vida más plena y activa sobre todo mientras crecemos.


Namasté.





Lo que aprendiste en este artículo:



Otras lecturas recomendadas:


Comments


bottom of page